El club de los cinco

Cinco desconocidos con nada en común, más que ellos mismos.
Póster de la película El club de los cinco

Cinco estudiantes de distinta educación, formación y gustos son castigados a pasar un sábado en el instituto en el que estudian. Pronto las desavenencias entre ellos aparecen, especialmente cuando el director que les vigila se ausenta del aula… Comedia juvenil de culto de los años ochenta.

Alerta SPOILER

Haz clic sólo si quieres leer y/o ver el final de "El club de los cinco"

Así acabó El club de los cinco

Los castigados pasan las horas en una variedad de maneras e incluso fumando Marihuana que Bender les suministra desde su taquilla, silbando, dibujando, divagando, o sólo durmiendo. Poco a poco se abren el uno al otro y revelan sus secretos íntimos, empezando por los motivos de sus propios castigos. Por ejemplo, Allison es una mentirosa compulsiva, Bender viene de un hogar desestructurado y ha sido víctima de maltrato por su padre, Andrew odia a su padre, el cual quiere hacer de él el típico deportista y triunfador popular sin reparar en los medios que sean necesarios, Claire se avergüenza de su virginidad y Brian se siente muy presionado académicamente, pues las expectativas de sus padres son muy altas en este sentido. De esta manera descubren que todos ellos tienen relaciones problemáticas con sus padres. Sin embargo, a pesar de estas amistades en desarrollo en esas horas de castigo, los estudiantes dudan de si una vez terminada la reclusión, los vínculos que han creado durante el castigo trascenderán más allá de ese sábado y esa biblioteca. Paralelamente a esta trama principal, el Sr. Vernon reflexiona en ocasiones sobre las relaciones con los jóvenes en el ámbito educativo, poniendo de manifiesto su frustración sobre todo a partir de los encontronazos con Bender.

A petición del grupo, los muchachos le piden a Brian que escriba el ensayo que el Sr. Vernon asignó anteriormente. Brian lo hace, pero en lugar de escribir sobre el tema asignado, escribe una carta al maestro oponiéndose a su solicitud de describir lo que son, ya que ellos fueron encasillados en cinco estereotipos por el Sr. Vernon. Se firma el ensayo como “The Breakfast Club” o “El club del desayuno”, y al final del filme se escucha la voz de Brian leyendo tal redacción en las últimas escenas.

  1. La película me gusto por diferentes razones, se muestra que a veces nos cuesta relacionarnos con personas que, al final puede que no sean tan diferentes a nosotros, los protagonistas tienen problemas que al final de la película, enfrentan compartiéndolos, por eso es que me gusta tanto.