Miamor perdido

Una Película de Emilio Martínez Lázaro
Póster de la película Miamor perdido

Mario y Olivia se enamoran locamente. Una tarde, planteándose que toda relación se acaba, terminan rompiendo. Durante la gran bronca, Miamor, el gato callejero adoptado por ambos y que sólo atiende si le hablan en valenciano, se escapa y desaparece, como el amor que los unía. Durante un tiempo Olivia dará por muerto al amor y al minino, mientras Mario lo mantiene con vida a escondidas. Como el gato de Schrödinger, el amor entre los dos permanece vivo y muerto al mismo tiempo hasta que, un buen día en el que parece haber resucitado definitivamente, Olivia se siente víctima de un engaño y decide declararle a Mario la guerra, una en la que, como en el amor que aún respira, todo puede valer.

Alerta SPOILER

Haz clic sólo si quieres leer y/o ver el final de "Miamor perdido"

Así acabó Miamor perdido

  1. Alguna risa me ha sacado esta comedia romántica. El final es obvio, los que se pelean se desean. Estrenan la obra de teatro y se dan por todos lados pero cuando ella le devuelve la broma de la muerte del gato y se hace la muerta él llora y entonces se besan. En la escena final se casa Olivia con… Matt pero a su lado está su verdadero amor Mario.

    FIN