Perversidad

Póster de la película Perversidad

Christopher Cross es un simple cajero infelizmente casado, pero tiene un raro talento para la pintura. En cierta ocasión, conoce a una aventurera de la que se enamora y le hace creer que es un pintor de éxito. La chica y su novio, un individuo sin escrúpulos, aprovechan la ocasión para explotar al pobre hombre, que llegará incluso a cometer un desfalco en su empresa para que ella siga creyendo que es un artista de éxito.

Alerta SPOILER

Haz clic sólo si quieres leer y/o ver el final de "Perversidad"

Así acabó Perversidad

  1. El marido policía supuestamente muerto de la mujer de Cross aparece. Busca dinero pero Cross ve el cielo abierto para que se quede con su insoportable mujer. Su plan funciona, queda libre y va a la casa que tiene alquilada con Kitty para mudarse allí. Pero el pobre Cross acaba descubriendo el engaño de Kitty y Johnny. Aún así se ofrece a perdonarla y casarse con ella, Kitty se ríe en su cara y Cross acaba matándola. Cuando él se marcha de la casa entra Johnny que acabará cargando con la culpa del asesinato y será condenado a la silla eléctrica.

    Cross se ha quedado solo, fue despedido del banco por el desfalco. Un periodista le dice que la justicia no la hacen los tribunales sino que la sentencia la llevo uno en la consciencia. Cross no para de escuchar en su cabeza a Kitty, intenta suicidarse pero le salvan.

    El cuadro que pintó de Kitty es vendido por 10.000 dólares. Nunca nadie supo que él fue el pintor.

    En la última escena Cross es un indigente pobre en un parque, dos policías hablan de él como un loco que va cada dos por tres a confesar un doble asesinato.

    FIN

Reparto