Lo que el viento se llevó

Póster de la película Lo que el viento se llevó

Georgia, 1861. En la elegante mansión sureña de Tara, vive Scarlett O’Hara, la joven más bella, caprichosa y egoísta de la región. Ella suspira por el amor de Ashley, pero él está prometido con su prima, la dulce y bondadosa Melanie. Corren todavía tiempos felices en Tara, pero por poco tiempo, porque la Guerra de Secesión (1861-1865) está a punto de estallar. En la última fiesta, celebrada antes del comienzo de las hostilidades entre el norte y el sur, Scarlett conoce al simpático, cínico y apuesto Rhett Butler, un vividor arrogante y aventurero, que sólo piensa en sí mismo y que no tiene ninguna intención de participar en el conflicto. Lo que él desea es hacerse rico y conquistar el corazón de la hermosa Scarlett.

Adaptación de la novela homónima “Lo que el viento se llevó” de Margaret Mitchell.

Alerta SPOILER

Haz clic sólo si quieres leer y/o ver el final de "Lo que el viento se llevó"

Así acabó Lo que el viento se llevó

– Ohh Rhett, ¿a dónde iré? ¿qué haré?
– Francamente querida, me importa un bledo.

¡Ay, este peliculón!, menos mal que (muchos) años más tarde nos brindaron una pobre secuela en la que Rhett y Scarlett terminaban bien juntitos, porque después de ese último diálogo y la desesperación de la pobre “ya-no-tan-niña” mimada de Scarlett, que tarde se da cuenta de que tuvo al hombre perfecto (para ella) siempre delante, te dejan pensando: ¿cuatro horas de película y ahora no se sabe qué pasará con ellos?.

Más desconcertante aún con la última frase de la película, donde Escarlata, como siempre, pasa de agobiarse lo más mínimo, con su famoso: ya lo pensaré mañana, porque ”finalmente, mañana será otro día”. ¿Cómo que otro día, alma de cántaro?. ¡Que llevamos más de 4 horas de caprichos, guerra, drama, muertes, frivolidad, amor, traición, celos…!. ¡Y todo para terminar sin saber nada!.

Así que, venga, cada uno que se haga su pequeña secuela mental con todo lo que ha visto y busque el final feliz que esperamos siempre.

Pero bueno, esto es solo el final, al fin y al cabo en cuatro horas hay mucho tiempo para enamorarse de los protagonistas, odiarlos, comprenderlos, juzgarlos, apoyarlos y sobre todo para disfrutar de su adorable maldad, que es el alma de la película.

Este es mi pequeño y espontáneo resumen de mi película favorita. Que no sé siquiera por qué es favorita, pero lo es…

¡Un abrazo!

— Estupendo final aportado por la amiga SPOILER Mayra Corrás (@MayMind78)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Reparto